viernes, 17 de junio de 2016

POLÍGRAFO O PREGUNTA

Escribe Paco Mira

POLIGRAFO O PREGUNTA

         No hace mucho, alguien preguntaba en la calle a modo de entrevista "cuántos veían esos programas que algunos consideran basura". Un tanto por ciento bastante elevado decía que nunca, que cambiaba de canal, que prefería leer, que no veían la tele.... Pero me da la impresión que no decían la verdad. Y lo digo porque en cualquier tertulia en la que nos encontremos, o en cualquier intercambio de opiniones con los amigos, lo más probable es que nos conozcamos a todos o a la mayoría de los personajes que salen en esos programas de "ciertas cadenas privadas a partir de las tres de la tarde". Es más: incluso podemos dar detalle de que el del viernes tiene otro nombre - el programa - distinto al de todos los días: claro, por la semana es de diario y los viernes de de lujo.

         He de confesar que yo en alguna ocasión también lo he visto y por ello puedo hablar para escribir estas letras. Me repelen este tipo de programas, pero también entiendo que tienen algo, que hacen que la gente se enganche: es un querer y no poder. Me imagino que el equipo de Marketing que tienen trabaja día y noche para que la audiencia no descienda, aunque sea a base del desprestigio, de vender la vida privada, del insulto, de la descalificación... y todo tiene un precio, un caché, que al final es lo que cuenta.

         En uno de esos días hacen lo que se llama un "polidelux", es decir: alguien se somete a una serie de preguntas de entre muchas y una experta se encarga de dictaminar si lo que dice el interesado es verdad o mentira. Claro el resultado es para que la audiencia pueda machacar aún más a ciertos famosos o que alguno de los contertulios se ensañe con el invitado de turno.

         Ustedes se preguntarán hoy que qué tiene que ver esto con el evangelio del fin de semana. ¿Qué pasaría si nos hicieran un polígrafo y nos preguntaran, quién dice la gente que soy yo?. Me he planteado en más de una ocasión que si me encuentro con el Jesús que recorrió los caminos polvorientos de la Palestina del siglo I, y me hiciera la misma pregunta, pues no sé lo que le respondería o si mi respuesta fuera para quedar bien delante de él o fuera la sincera y real.
         Lo más fácil es hacer la pregunta que Jesús le hizo a sus amigos, ¿quién dice la gente que soy?.¿Qué dicen los demás de mí?. Siempre ha sido más fácil decir lo malo de la gente, los defectos, lo que no nos gusta... que lo bueno, las cualidades, las grandes virtudes. Es curioso que Jesús no está haciendo una pregunta de teología dogmática, no hace una pregunta de doctorado en cristología. Hace una pregunta muy sencilla, ¿quién soy para tí?, no para los demás.

         Pedro no dudó. Pedro, a pesar de su cierta ignorancia, no dudó en ningún instante. Confesó lo que creía, porque su fe le salva, porque siempre ha afirmado lo que otros dudaban, aunque él en alguna ocasión también llegó a dudar. Si hoy nos pusieran un polígrafo, como los de esos programas, ¡cuántas mentiras diríamos y eso que nos decimos cristianos y seguidores de un tal Jesús de Nazaret!. ¡Cuántos detectores de falsedades para quedar bien delante los demás, o dárnoslas de saberlo todo pitarían en nuestra contra!.

         Afirmar la veracidad de lo que creemos no es fácil, por eso el propio Jesús nos hace una recomendación: "el que quiera seguirme que cargue con su cruz....". Está claro que la vida a veces nos da muchos palos. Está claro que es más fácil negar que afirmar. Ojalá que nunca renunciemos a decir que Jesús de Nazaret no es un personaje de ficción, sino una realidad en la que creemos. Ojalá que no encuentren en nosotros un detector de mentiras para afirmar que Jesús es un personaje que merece la pena.

         No nos olvidemos de algo: el deporte es deporte, no violencia por violencia; la política nunca debe llevar al asesinato y respetemos las tendencias de cada uno.

         Por cierto, teniendo como base el evangelio de este fin de semana (Lc 9,18), si la gente te/me pregunta , ¿quién dice la gente que soy?, ¿que respondemos?
        
     Hasta la próxima.

         Paco Mira

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por participar.